Chile

Comunidades Iniciales de Chile Central

comunidades-inciales-chile-central-2-700
  • Ambiente y Localización

    Ocuparon los valles y la costa de la zona central de Chile. El clima era entonces similar al actual, pero antes de la erosión causada por el hombre la región estaba cubierta de bosques ricos en frutos de alto valor nutritivo, mientras que la cantidad de animales silvestres que la habitaban era significativamente mayor a la actual.

  • Economía

    Los escasos datos existentes hacen pensar que la dieta de estos grupos tuvo una fuerte dependencia en el cultivo de la quínoa. Estos indicios se basan en el estudio de los dos únicos esqueletos humanos existentes para esta época. En la costa, aprovecharon los recursos marinos de manera muy similar a sus antecesores, complementando además su subsistencia con prácticas de caza y de recolección terrestre.

  • Arte

    Fueron los primeros productores de cerámica de la región. Confeccionaban vasijas de formas simples, de paredes delgadas y con superficies oscuras y a veces pulidas. Algunos ceramios presentaban una protuberancia (mamelón) cerca del labio como ornamento, otros eran decorados con pintura roja sobre un engobe crema, o con hierro oligisto. Fabricaron adornos personales como cuentas de collar de piedra y tembetás de cerámica, aunque éstos no llegaron a constituir elementos característicos de su cultura. Al igual que otros grupos de esta época manufacturaron pipas de cerámica.

  • Organización Social

    Se sabe muy poco de este aspecto, aunque de su patrón de asentamiento se desprende que el núcleo social habría sido la familia extendida, aquella compuesta por una pareja, sus hijos y algunos parientes tales como abuelos y tíos solteros.

  • Culto y Funebria

    Sólo se han encontrado dos contextos fúnebres de estas comunidades: uno de ellos corresponde a un entierro de al menos seis individuos, aparentemente sin ofrendas asociadas, mientras el otro corresponde al entierro de una mujer dispuesta de lado y en posición fetal, con algunas vasijas quebradas como ofrenda y un mortero dispuesto boca abajo sobre su cuerpo. Aparecen en estos momentos las primeras evidencias de pipas, aunque en escasa cantidad, lo que sugiere su utilización para el consumo de sustancias alucinógenas en ocasiones de importancia social o ritual.

  • Patrón de Asentamiento

    Aunque no hay muchas evidencias sobre este tema, pareciera que sus caseríos formaron agregados en torno a los principales cursos de agua y sólo ocuparon marginalmente los territorios más alejados, lo que probablemente se relacione con las mejores condiciones para desarrollar la incipiente práctica horticultora. Es probable que hayan mantenido un nivel de movilidad bastante importante.

  • Historia

    Estas comunidades representaron el momento inicial de la producción cerámica en la región de Chile Central. Respecto al Período Arcaico anterior, mantuvieron una continuidad en la tradición de instrumentos líticos y en el énfasis cazador de su economía, por lo que probablemente fueron los mismos grupos que comenzaron la experimentación cerámica y horticultora. Se trataba de unidades sociales relativamente independientes y bastante diferenciadas entre sí, que no compartían necesariamente todos sus elementos culturales, pero sí ciertos patrones en la alfarería. A pesar de lo poco que se sabe sobre sus prácticas fúnebres, las diferencias entre los dos entierros conocidos refuerzan la idea de independencia entre los distintos grupos. Hacia el año 200 d.C., cambios culturales hasta ahora poco comprendidos conllevan al surgimiento de las sociedades Bato y Llolleo, las que representan al Período Agroalfarero Temprano en Chile Central.

Ubicación

Período