COLECCIÓN ÁREA Andes Centrales

Parakas

Fragmento de banda en doble tela

Características

Materiales: Textil

Periodo: 700 - 300 a.C

Medidas: 1370 mm de alto x 145 mm de ancho

Código de pieza: MCHAP 0529

Ver cultura Parakas

Es común en el arte andino representar una misma imagen con dos caras opuestas y complementarias, o con colores alternados, expresando tal vez, una concepción dual de los principios vitales o la superación de las contradicciones en el universo del mito y la experiencia mística.La serie de personajes encolumnados que componen el diseño de esta larga banda -alternándose de derecha e izquierda- responden sin duda a un patrón de profunda significación muy difundido en los Andes precolombinos. Conservando un aspecto felínico general -recalcado especialmente por el contorno de la cabeza- las figuras presentan también rasgos de ave con amplia ala rematada en una serie de volutas rectangulares, asociadas en Chavín a la representación de serpientes. Con excepción del personaje inferior, que en lugar de fauces exhibe un rostro antropomorfo con proyecciones radiales, las figuras se ciñen a un mismo modelo, delineadas con azul-negro y un angosto brocado contra el fondo ocre-amarillo, de una faz de doble-tela.

El conjunto responde a un sobrio equilibrio de proporciones, en que cada elemento se inscribe en una rica red de relaciones geométricas, ciñéndose en forma absolutamente admirable a los cánones de “sección áurea” codificados por los filósofos griegos y los artistas del renacimiento europeoAl mirar con detención, la estabilidad y regularidad del diseño global da paso a la sorpresa ante la variedad y complejidad de los detalles. Los colores del brocado se combinan para imprimir a cada personaje un carácter distintivo. Las volutas divergentes que coronan los cuatro personajes de arriba, y que se encuentran en otros pueblos andinos aludiendo al maíz, las cejas del felino o el tocado de curanderos-chamanes, contrastan con la U invertida del segundo personaje, sugiriendo una rica lectura simbólica, en la que sin duda toman parte las cruces del cuerpo o las proyecciones escaleriformes.El efecto misterioso de esta tela, realzado con pequeños puntos blancos dispersos que iluminan a veces un diente, una línea cerca del ojo y en otras oportunidades, una pata o cola, remiten a conceptos multiformes y fluyentes en el marco de un estricto equilibrio formal.

Período